martes, 20 de marzo de 2018

Bacalao al pil pil

Estamos en tiempo de cuaresma y por lo consiguiente en tiempo de bacalao y hay que conservar las tradiciones.
La tradición de salar el pescado para conservarlo viene de la época  vikinga, una técnica que gracias al  aire frío y las temperaturas próximas a la congelación, les permitía conservar la abundante pesca acumulada en invierno .
El bacalao salado pertenece al grupo de salazones de pescado, es rico en fósforo, 100 gr. contiene 891 mg. de fósforo, que nos ayuda a mantener dientes y huesos fuertes y a mantener el PH natural de la piel.
El bacalao salado contiene abundante yodo, que es beneficioso para el metabolismo y fortalece la piel, el cabello y las uñas, además de regular el colesterol.
El bacalao salado es rico en proteínas y es recomendado especialmente para el desarrollo muscular.



 Ingredientes:
700 gr. de bacalao salado
5 dientes de ajo
1 guindilla
1/4 litro de aceite de oliva virgen variedad verdial de Vélez-Málaga





Modo de hacerlo:  
El bacalao lo he tenido 48 horas desalando cambiando el agua cada 8 horas, pero también podéis comprarlo ya desalado, aunque a mí me gusta desalarlo yo, porque así le doy el puntito de sal que a mí me gusta. 

Pelo y corto en lámina los ajos, y la guindilla.
En una sartén pongo el aceite y echo los ajos y la guindilla a fuego medio hasta que tomen  color doradito y suelten el sabor en el aceite.
Como tengo vitrocerámica, he puesto una servilleta de papel debajo de la sartén, así podré moverla a gusto sin arañar el cristal.
He retirado los ajos con la guindilla y en ese mismo aceite he puesto los trozos de bacalao, y a fuego medio bajo  para freírlos, dependiendo del grosor se puede dejar de dos a cuatro  minutos por cada lado,  así a fuego bajo el bacalao irá soltando toda la gelatina.
Retiro el bacalao de la sartén y lo reservo.
Ahora cojo un colador y en el aceite con la gelatina que ha soltado el bacalao empiezo a girar el colador y a menear un poco la sartén
Y poco a poco va cambiando y conseguimos la salsa perfecta, esto no lleva más de cinco minutos.
Y ya solo queda poner la salsa pil pil sobre el bacalao y llevarlo a la mesa y disfrutarlo.
nueva entrada