martes, 15 de enero de 2013

Tomate frito, con patatas y huevo

 Hay algo más  clásico en los hogares que almorzar con un buen plato de patatas fritas con tomate y huevo frito, a mi me encanta y si tienes la previsión de tener tomate frito en el congelador es un plato que se hace en muy poco tiempo, que a todos gusta y  barato, así que a disfrutar con un buen pan   casero, y ahora que hace frío un vaso de Vino Dulce de los Montes de Málaga ummm un manjar.

Ingredientes:
Para el tomate frito
1 kilo de tomate
1/2 cebolla
2 dientes de ajo
4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
sal y pimienta
------------------
500 grs. de patatas
3 cucharadas de aceite de o
-------------
2 huevos por persona
-----------------
4 cucharadas de aceite de "oliva virgen extra" para freír

Modo de hacerlo:
En una sartén grande pongo el aceite a calentar y echo la cebolla, los ajos y el tomate pelado todo troceado pequeño, a fuego medio 50 minutos, o hasta que veamos que está hecho, una vez terminado se puede triturar, pero para según que plato  me gusta que la textura no sea tan de puré.
Cuando al tomate le faltan 20 minutos para terminar, me pongo con las patatas.
Pongo la sartén a calentar y echo el aceite," ojo no me he equivocado en la cantidad" estas patatas se fríen con muy poco aceite, echo las patatas la revuelvo bien para que se impregnen todas de aceite y le pongo una tapadera a la sartén, a fuego medio alto vigilando para darles la vuelta, hasta que estén tiernas por dentro y muy doraditas por fuera.
Ya solo queda freír un par de huevos, y ponerlo en el plato, se puede poner las patatas mezcladas con el tomate y el huevo encima, pero a mí me gusta  separado.
Y un buen truco para tener siempre una sabrosa salsa de tomate, es hacer más cantidad, trituro la salsa y la pongo en tarros de cristal y al congelador, y así siempre tengo una buena reserva que me saca de un  apuro en un momento.